La hora del sexo

Aunque intentes huir de ellos, siempre están ahí. No importa la velocidad con la que cambies de canal, que los anuncios te acompañarán allá donde vayas hasta que caigas derrotado y acabes viendo unos minutos de publicidad. Entonces tenemos la opción de mirar el ordenador, Twitter, Facebook, hablar con la familia, leer el periódico y demás formas de hacer pasar el tiempo. Pero ¿y si te fijas en los anuncios?

¿Qué hora es, Roger? Imagen: sport-celebrs.blogspot.com

“Siempre son los mismos”, dirás. Puede ser, pero esconden mensajes que tal vez tu ojo no perciba, pero sí lo hará tu cabeza, porque como hemos dicho en otras ocasiones, el cerebro está en todo. Y bien lo saben los publicistas, que enfocan las campañas en busca de que aunque no nos entre el producto por la vista, nos quedemos con él grabado. 

La publicidad es un mundo en el que el sexo tiene una presencia mayor de la que creemos, ya que aunque no se muestre de forma explícita, hay multitud de referencias a él. Ese es el caso de algo tan alejado, aparentemente, del sexo: los relojes. Sí, simples e inocentes relojes, inquilinos de nuestra muñeca y tan vinculados al sexo como unas cortinas al fútbol.

Sin embargo, las marcas de relojes no se conforman con que Rafa Nadal, Fernando Alonso o Roger Federer los anuncien, sino que también añaden un pequeño cebo para nuestro subconsciente. Si todavía no te has dado cuenta, fíjate con atención en el próximo anuncio que veas de este tipo, ya que seguramente las manecillas del reloj estén paradas en una hora que podría ser como otra cualquiera: las diez y diez.

Fernando Alonso también se une al club de las 10 y 10. Imagen: pazcokanof1.blogspot.com

Pero no es casualidad, ni mucho menos. Varios estudios han reflejado que los publicistas apuestan por esa hora en concreto porque las manecillas forman un ángulo que el cerebro puede asociar al de las piernas abiertas de una mujer. ¿Rebuscado? Podría ser, pero si prestas atención podrás ver que la comparación no es tan disparatada, y dado que el cerebro siempre tiene el sexo como su particular Trending Topic, no es de extrañar que las compañías de relojes recurran a esta estrategia en busca de que nuestra hora esté ofrecida por un reloj de los suyos.

¿Te lo esperabas? La publicidad esconde muchos secretos, y no son pocos los que están vinculados al sexo. Así que, ya sabes qué mirar en el próximo anuncio de relojes que emita la televisión, porque El sexo mandamiento te ha metido la curiosidad. ¿O no?

Foto de portada: ellahoy.com.