La política y el sexo

¿Tiene Pablo Iglesias un polvazo? La pregunta parece broma, pero no somos el primer medio que nos lo preguntamos.

320px-2014-07-01-Europaparlament_Pablo_Iglesias_Turrión_by_Olaf_Kosinsky_-14_(4)

imagen: Olaf Kosinsky

Para gustos los colores, pero es evidente que el líder de Podemos tiene un algo, como suele decirse. Y no es casualidad, ni mucho menos, porque la imagen de los políticos es un factor muy importante en la comunicación política. En su día, en Estados Unidos, un joven Kennedy ganaba las elecciones gracias, en parte, a su atractivo físico.

En el país donde reina la televisión, actualmente vuelve a haber un presidente con sex-appeal. Nos referimos a Obama, por supuesto. En España hemos copiado el modelo estadounidense. El ejemplo más claro lo tenemos en el PSOE.

No es nada personal contra el presidente del Gobierno, pero sospechamos que la mujer heterosexual media (o el hombre homosexual medio) preferiría tener en su cama a Pedro Sánchez que a Rajoy. Y puede parecer una tontería, pero en el caso de tener que elegir entre dos políticos cuya ideología no conocemos, nos vamos a decantar por el que nos atraiga más (sexualmente o no).

pedro_sanchez__9510_635x

imagen: El País

Albert Rivera es otro político que usó su propio cuerpo como estrategia de comunicación política. Literalmente, además, ya que se desnudó para su cartel electoral en 2006. Viendo su competencia, tal vez el PP debería plantearse tomar la revancha y publicar un calendario erótico con sus miembros. Bueno, para el gusto personal de una servidora, mejor que no lo hicieran.

La revista Qué hizo en 2014 una lista de políticos españoles sexys. ¿Qué opináis? ¿Cuáles añadiríais?