Turbulencias emocionales

Lo de ser novio de un ruso y vivir con una modelo no es fácil, por mucho que el ruso se parezca al último zar, y por mucho que la modelo sea rubia.

  • Cari…
  • ¿Qué?
  • Vamos a ver una peli en tu cuarto, nos tumbamos en tu cama y eso.
  • ¿Qué quieres?
  • La de la muchacha esa de tu pueblo.
  • Einnn…
  • Sí, la de “La muchacha alavesa”
  • Con dos cojones, cari. Con dos cojones. Es “La chica danesa”, y yo soy de Calahorra.
  • Ay, cari, qué más da. Pues eso, lo que yo decía.

Ella es así. Modelo y rubia. Lo demás sobra.

  • Cari…
  • ¿Qué?
  • Y tú por qué no te operas y te haces modelo como yo y seguimos viviendo juntas y nos cambiamos la ropa y los zapatos y las pintus.
  • Y tú por qué no me comes la polla de vez en cuando, así en plan amigas.
  • Cari, ahora tienes novio.
  • Pues venga, cari, si me la comes un rato yo me opero y con los 20 cm que me corte te da para hacerte un bolso y unos zapatos que ni Carolina Herrera.
  • Ayyyy, cari, ¿De verdad harías eso por mí?
  • Por tu coño, cari. Por tu coño.
  • Cari, de verdad, cuando te pones así, hecho un “asterisco” me sufre el corazón.
  • Con dos cojones, cari. Con dos cojones.

Ella es así. Modelo y rubia. Y una gran filósofa del siglo XX.

Lo del ruso también tiene un baile, o dos. Otro que tal “dancing”.

  • Josebita, amor, que le he hablado a mi madre de ti y le he enseñado unas fotos tuyas.
  • Así por las bravas, Nicky. Pues muy bien. Así me gusta, que me conozcan hasta en Rusia.
  • Que dice mi madre que le gusta mucho que te llames como Stalin y que lleves el mismo bigote. Que te va a mandar un par de cajas de vodka casero que hace ella.
  • Mira que amable, vamos progresando adecuadamente, ya si eso, que me añada un par de latas de caviar.
  • El caviar te lo llevo yo en una semana.
  • De la leche agria ya me encargo yo, Nicky, mi vida. Ya me encargo yo. Tú tranquilo.

Él es así. Ruso y Autócrata. Lo demás se la suda.

san peterburgo

  • Josebita, amor, que estoy pensando que nos podemos casar la semana que viene.
  • Que digo yo que, si quieres, ahora mismo. Por poderes.
  • ¿De verdad?
  • Dame una hora que localice a un notario y llame a una funeraria para que le vayan tomando medidas a mi madre.
  • Bueno, pues me espero y nos casamos en Madrid. Celebramos la boda en el restaurante de mi hermano.
  • Me parece perfecto. A los amigos de tu hermano, que tienen todos una pinta de mafiosos del copón bendito, les va a encantar. Que ya sé yo que en Rusia a los maricones nos quieren mucho y eso.

Él es así. Ruso y Autócrata. Y cazurro. Del Alto Aragón.

A todo esto, la modelo ha tenido su quinta ruptura en un mes. Ella y sus cosas, pero, claro, es normal. La modelo sufre de miopía/ astigmatismo emocional. Vamos, que se da cada ostia con los tíos cosa fina. Pero Fina y Segura, que ella nunca ha oído hablar de los tampax emocionales. Bastante tiene con ser modelo, rubia e intelectualmente inquieta. En la medida de lo posible, que lo de “La muchacha alavesa”, es un ejemplo de su profundidad como crítica cinematográfica.

Entre su intensidad intelectual y los analfabetos emocionales con los que se relaciona sexual/sentimentalmente tengo asegurada una columna semanal, por no hablar de mi ruso. Que ese también tiene lo suyo.

Vamos, que estoy cojonudo. Mejor que nunca.

  • Cari, que estoy pensando, que podíamos poner unas plantas en el patio, que lo veo yo mu desangelao. Y me pone triste.
  • Cari, no pienses, anda, vete a maquillarte un rato, que te veo yo hoy blanca violenta.
  • Anda, cari, porfa, a ver si puedes robar unos “herejes” a las vecinas, que ya sabes que yo no soy nada delincuenta, y total, tú como eres maricón, ya no tienes nada que perder.
  • Vale, y ¿Qué “herejes” quieres? Luteranos, calvinistas, albigenses, monofisitas…
  • ¿Los monofisitas echan flores?
  • En tu coño, cari. En todo tu coño van a echar flores los monofisitas.

Ella es así, si es que tengo que quererla.

  • Josebita, que el sábado estoy en Madrid y cenamos en el restaurante de mi hermano.
  • Cari…
  • No te duches que te voy a preñar.
  • Muchas gracias por la información, Nicky, ya me siento yo más seguro sabiendo que me vas a partir el culo. De lo del romanticismo, ya si eso, hablamos otro día.

Él así, si es que tengo que quererle.

Por cierto, me llamo Joseba.

Autor: @josebakanal.