El sexo en los videojuegos

Hace poco hablaba con una amiga sobre el juego de Los Sims, que en mis tiempos jóvenes (lo digo como si fuera una señora mayor pero tengo 25) se llevaba mucho y reinaba entre los videojuegos. Bueno, pues mi amiga no había jugado nunca por eso no sabía que en el juego en cuestión existía la posibilidad de que los sims hicieran el amor o, como decía el juego: hacer el ñiqui-ñiqui.

Esto me sorprendió, porque yo lo recuerdo como uno de mis primeros contactos con las escenas audiovisuales de sexo (yo no seguía mucho las series que mis compañeros del colegio sí veían, probablemente ellos estuvieran más informados).

A mí, el momento en cuestión me fascinaba y eso que en realidad no se veía nada porque lo medio censuraban, era un mini vídeo y salían los personajillos achuchándose y haciendo ruiditos de placer en su idioma, que ya era extraño de por sí.

Reflexionando ahora sobre eso, me llama la atención dos aspectos del juego en cuanto a las opciones para mantener relaciones. En primer lugar, que no era una acción gratuita, es decir, tenías que conseguir que tu sim llamara la atención del otro sim, seducirlo y darle besitos antes de que se dejara llevar a la cama. Y podía rechazarte si no le apetecía, es decir, de alguna forma se contemplaba el consentimiento. No podías decidir violar a un sim (que yo sepa, que tampoco profundicé demasiado en el juego).

Por otra parte, existía la opción de decidir tener sexo solo o tener sexo e ir a por un bebé, osea, tener un embarazo. Puede que en la primera versión del juego esta diferencia no existiera, no lo sé, en los Sims2 sí se podía. Así que supongo que los sims usaban anticonceptivos. Lo cual lo hace más realista, que es al fin y al cabo lo que busca el juego (aunque dudo que tu sim pueda pillarse una ETS). Lo que no tengo tan claro es si en las versiones más recientes podías tener relaciones homosexuales.

No soy gamer ni nada, es más, no juego apenas videojuegos, aunque me gustaría, por lo que no conozco mucho el mundillo, pero está claro que es un medio muy interesante para que exploremos la sexualidad de otra forma. Los juegos, por ser interactivos te permiten meterte en la piel de otros personajes en situaciones que normalmente no se dan en la vida cotidiana.

Desgraciadamente, casi desde que se inventaron, los videojuegos han sido mayormente vilipendiados por padres, tutores, medios de comunicación, profesores, etcétera. Parece que solo interesa sacar a la luz su lado más negativo, o más bien exagerarlo, por eso en la mayoría de análisis salen más bien perjudicados.

Es cierto que hay machismo en los videojuegos y que algunos también fomentan actitudes tóxicas y dañinas. De vez en cuando se producen revuelos porque en determinados videojuegos aparecen posibilidades de ejercer violencia machista o violaciones. El caso más sonado que recuerdo fue el del GTA. También hay que tener en cuenta que en la industria, hasta hace bien poco, los personajes femeninos eran escasos, o bien aparecían con el único fin de ser rescatadas o algo similar.

Afortunadamente en los últimos años esto ha cambiado bastante y hay más videojuegos protagonizados por personajes femeninos, al igual que también juegan más mujeres, aunque aún queda camino que recorrer.

Pero volviendo al tema del sexo y la erótica en los videojuegos: Sería interesante utilizarlos como forma de enseñar o al menos experimentar, no quedarse solo en la cinemática (vídeo que se inserta a modo de narración en los juegos, donde el jugador no puede intervenir, solo mirar como si fuera una película).

En la segunda parte de este artículo haré un resumen de los videojuegos que tratan de forma más interesante la sexualidad. Como no voy a poder jugarlos, me vendría bien que me mandaseis referencias o títulos que hayáis jugado o conozcáis. Esto es todo por ahora, amigos/as gamers.